Blogia
Políticamente... conservador

La derecha social vista por sí misma

22 de mayo de 2006.  ¿Por qué parece tan frágil la derecha –preguntábamos aquí-, que el zapaterismo la humilla sin el menor recato? Algunos lectores han aportado respuestas. Sus testimonios tienen el valor que tienen (para mí, enorme):

"La gente se desanima si sus dirigentes andan tibios (…). Quizá nunca como ahora ha estado la gente del PP tan mentalizada, o tan dolida, tan dispuesta a defender lo suyo. ¿Pudo alguien imaginar que se manifestaran así? Pero el centrismo ese nos deja absolutamente desarbolados" (M.L., mujer).

"¿Y no tendrán razón al prever que no resistiremos? A diferencia de lo ocurrido en el pasado, sobre todo en la II República, este aniquilamiento de hogaño es light e indoloro, pues no es aniquilamiento literal (físico), sino en sentido figurado: un mero arrinconamiento de la derecha española a un espacio ornamental y absolutamente irrelevante, que no implicará una persecución sañuda y violenta de la media España de derechas, o al menos no mientras no proteste demasiado" (M., varón).

"Están tan seguros de su victoria porque saben que la generación que, digamos, ostenta el "pulso vital" fue educada con Jackie y Nuka, Los Mosqueperros, Barrio Sésamo, etc., es decir, incapaces absolutos –me encuentro entre ellos- para la revolución. Podemos tener ratos de lucidez, pero nuestros esquemas mentales están marcados para siempre. Nosotros, en vez de conquistar México como Cortés, hubiéramos opositado a algún puesto en la administración caníbal del insigne Moctezuma" (S., varón).

"La derecha es el segmento social que más gente mueve en términos asociativos, pero es la que tiene menos presencia general. Piense en las asociaciones locales, que trabajan en el terreno día a día, pero que son incapaces de articular políticas generales. ¿Cuánta gente mueve Cáritas? ¿Y los grupos parroquiales? Y eso en un momento de lo más laico. Pero su actividad está dispersa. La izquierda presenta la otra cara. Su discurso es generalista y las asociaciones locales son simples correas de transmisión. Pero su impacto es mayor porque puede trazar estrategias políticas sin depender de las bases (éstas se lo tragan todo). ¿Cómo se podría articular la derecha? Poniendo a trabajar a sus simpatizantes y afiliados y sacando a la luz todo lo que llevan dentro. Porque cuando se les da oportunidad y sitio, responden" (A., varón).

"Pecamos de discretos y no somos capaces de decir lo que pensamos, pero muchas veces es por pura educación: nos enseñaron que de política, dinero y religión no se habla, para no herir susceptibilidades, y aquí nos encontramos. Yo, en mi círculo, he cambiado y ya no me corto, además de comentar todo con mis hijas y hacerles leer mucho. Es terrible cómo ve las cosas la gente joven, lo influenciados que están por la televisión. Creo que yo lo he conseguido con ellas: en sus entornos no son mansas moral y políticamente. Pero nos queda mucho por andar" (M., mujer).

Brava gente. Quien tenga oídos para oír, que oiga.
 José Javier Esparza

El Semanal Digital, 22 de mayo de 2006

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres